martes, 6 de marzo de 2012

Excelencia

Somos seres de luz y es nuestro deber y derecho brillar hacia la excelencia. 

El camino no es fácil, sin embargo, si creemos en nosotros mismos, esa luz brillara tan fuerte... y sera tan grande su alcance, que inevitablemente seremos luces para otros.
Publicar un comentario en la entrada