jueves, 19 de enero de 2012

Dominar de las Emociones

Las emociones... esas sensaciones, pensamientos, cositas que nos sacan de nuestros cabales, nos hacen mostrar el lado oscuro de nosotros mismos o que exteriorizan nuestras verdaderas personalidades (hay veces que ni nosotros mismos nos reconocemos) nos sabotean constantemente por no saber como manejarlas y/o expresarlas en el lugar y momento adecuado.

Abordar un cambio aplicando la PNL incluye aprender a obtener un cierto dominio emocional.

Desde la Programación Neurolinguística, cada persona es dueña de su estado de ánimo tiene todos los recursos necesarios y puede variar dicho estado si así lo necesita y le resulta útil hacerlo puede dominar sus estados emocionales. Es decir la PNL incluye esta premisa: somos dueños de nuestros estados podemos decidir al respecto.

Si por ejemplo tuvimos algún altercado con alguien en nuestro trabajo, somos dueños de reaccionar de acuerdo a cómo queremos y no de manera automática. Nos da el tiempo (fracciones de segundos) justo para detenernos y respirar o, para asertivamente expresar nuestro malestar, nuestra alegría, nuestra preocupación. Eso significa que podemos elegir no sentirnos ofendidos y no reaccionar de acuerdo a un programa mental repetido… si podemos desmantelar esos estados mentales e instalar otros más capacitadores, que nos eleven.

Con algunas técnicas de PNL (círculo de la excelencia, mapeo transversal de submodalidades, entre otras) se puede lograr este dominio emocional asumiendo que somos responsables y dueños de poder cambiar nuestros estados hay que querer hacerlo y practicarlo con una actitud de experimentador. Esto no significa negar o eliminar los sentimientos de enojo o de rabia, somos seres humanos, ¡no robots!

Una anécdota de Richard Bandler al respecto cuenta que un día lo visita una persona y le dice:

- ¡No puedo más!, tengo tanta rabia dentro mío, que quiero eliminarla de mi vida y para siempre (Nótese el uso de las generalizaciones, cuantificadores universales)

Bandler, con ironía le contesta:

- ¡Cuidado con lo que deseas! Si quieres te disparo y así no sientes nunca más rabia... ¿?

Es decir no se trata de luchar interiormente para suprimir ,negar o anular emociones,sentimientos. Las emociones son mensajeras muy útiles y nos traen un mensaje de que algo sucede.

De lo que se trata es de aprender a encauzar, a enderezar ,a dirigir esos sentimientos a darle un curso que nos sea útil de manera que no nos incapaciten y que con este nuevo dominio emocional podamos vivir mejor dar un salto de calidad en nuestras vidas y esto es algo que sin dudas puedes lograr con los recursos de la PNL.
Publicar un comentario