sábado, 11 de agosto de 2012

Síndrome de Asperger: Quiero ser un "Doctor Jackson" como tu, mamá

Jesús, mi hijo de 7 años, ya está de vacaciones. Muchos han sido los planes que hemos programado para estos días, pero en la fundación que hemos creado para dar apoyo emocional y acompañamiento terapéutico a familias, amigos y personas relacionadas a los TDG (Trastornos Generalizados del Desarrollo) tenemos actividades que no podemos aplazar, por lo que Jesús decidió trabajar con nosotros como Payaso de Hospital y como Voluntario en Yoga de la Risa y se ha desenvuelto muy bien, a aprendido a manejar sus ansiedades, ha mejorado sus relaciones con los demás, más si son de su edad, donde presentaba algunos inconvenientes. Acepta indicaciones y está manejando bien el seguir instrucciones y normas.

Cuando veo todo lo que él se propone, dentro de sus peculiaridades, se pierde todo aquello que en días pasados nos entristecía, porque sufrió mucho en el primer grado debido a la indiferencia de sus maestros y sus compañeros. Esos días quedaron atrás, y no es que Jesús no los recuerde o no les duela (como en algunos estudios que he leído donde aseguran que los niños con Autismo o con Asperger no sienten igual que los niños promedio, o no manifiestan sentimientos pues los procesos diferente) sino que él simplemente los dejó pasar, el siguió adelante y dejó esa carga emocional en ese lugar.

A veces cuando me quedo pensativa, por cualquier cosas que me viene a la mente, él me abraza y me dice: mami ¿está todo bien? (imitándome cuando yo notaba que se ausentaba por ratos y me le acercaba diciéndole eso mismo) 

Para Jesús el trabajo social de la Fundación, el dar apoyo emocional a otras personas en igual condición que él y hasta en menos privilegio, es un juego que le divierte y que toma con seriedad.

Nos ha acompañado a los centros hospitalarios, donde están otros niños que no gozan de salud o movilidad, y él, desde su inocencia y experiencia, les da apoyo emocional, diciéndoles que jueguen a que están en un hotel de vacaciones y que pronto la cuenta no les alcanzará para pagar la habitación y tendrán que irse...

Inventa juegos en Yoga de la Risa, inventa canciones para Gimnasia Cerebral y la última que nos dijo es que cuando tenga la edad suficiente y reglamentaria, quiere ser Payaso de Hospital, los de "Doctor Jakson" como tu mami, me dice. 

Creo que la Fundación Aves hará una actividad de ser Yaso por un día y lo invitará...

¡Grande hijo, eres Grande!
Publicar un comentario