miércoles, 18 de abril de 2012

¡SIVAPUSISES!

De todas las palabras, frases compuestas e invenciones que he oído, leido, se me han ocurrido o se le ha ocurrido a otros y me he sentido reflejada en ellas, sin duda alguna los SIVAPUSISE del dr. Nelson Torres (Psicolingüísta reconocido en Venezuela por su irreverente y singular discurso, oratoria y prestancia en escena).

Nos presenta una manera novedosa, sencilla, práctica y hasta nemotécnica de aprender a autovalorarnos, autoreconocernos y automotivarnos constantemente con esta frase SIVAPUSISES. Es como un mantra....    SIVAPUSISES, SIVAPUSISES, SIVAPUSISES...

Como diría Nelson cariñosamente: pero ¿Qué &%$#%$%&$ (léase carajo) es SIVAPUSISES?

Sencillo: SI VAlgo, PUedo, SIrvo y SE quien Soy.

En una de sus presentaciones y luego, en constante repetición nos presenta esta frase que, personalmente me quedé prendada. La oí la y la trabajé en 2007 y desde entonces, soy fiel seguidora, divulgadora y practicante de los SIVAPUSISES:

                                                 VALGO
                                                 
                                                  PUEDO
                      SI
                                                  SIRVO

                                                  SE QUIEN SOY

SI VALGO: quien mejor que nosotros mismos para reconocernos como seres invaluables, maravillosos, únicos, auténticos e irrepetibles. ¡Nadie! La autoestima está conformada por una serie de "Autos" que en artículos anteriores se han descrito, y conforman nuestrp YO mismo, nuestra autorrealización. Y la autoestima tiene como parte importante de sí, el autorespeto. 

El autorespeto inicia con el reconocimiento propio de MI MISMO como ser humano, como persona, como individuo, como UN TODO único. Si me reconozco, me respeto y por ende me estimo... me amo... me valoro, aprendo asertivamente a darme el valor, valía, peso en oro (como diría el doctor Torres) y no permitiría ni permito que alguno igual a mi me atropelle, me ofenda, me lastime. Ni menor, ni mayor, igual, IGUALES pues reconozco en el otro su valía, porque sé la mía.

SI PUEDO: los límites físicos dentro de lo orgánica y corporalmente sano y promedio, los límites y obstáculos mentales y sociales son creencias en muchos casos impuestos... expresiones personales o externas, de amigos, allegados, familia y desconocidos que dice "eso no se puede hacer", "eso no lo puedes hacer", "no lo hagas", "no puedes", que sumado a nuestra valía baja, si está baja nuestra autoestima, se traduce en "no lo mereces", "no es para ti", "no puedes", "no", "no", "no". 

Cambiar ese disco rayado por la frase positiva Si puedo, si quiero, si puedo, si lo deseo, si puedo, me lo merezco, si puedo, SI PUEDO, SI PUEDO, aquello que creíamos imposible, se nos dará, ¿por qué?... sencillo: ¿por qué no?

SI SIRVO: muchas veces nuestras limitaciones por creencias equivocadas y errores de concepto vienen de la mano con las barreras o murallas de "no sirvo para eso", "ya estoy vieja o viejo para la gracia", "si ella no pudo, menos yo". Estas frases actúan como anclas y balas disparadoras de procesos mentales cercenadores y matadores de sueños, metas, objetivos y anhelos, haciendo que, tu inconsciente se cree realmente en que ni sirves para algo, ni vales nada... simple lingüística mental.

SE QUIEN SOY: obvio que si te autorespetas, autoreconoces y sabes bien tus potencialidades, limitantes, oportunidades, amenzadas podrás ubicar bien ese autoestimómetro y saber cuánto realmente es tu nivel de autoestima, saber bien quien se es y hablar en primera persona, nada de "uno no sabe lo que quiere" sino, "no se lo que quiero y deseo aprender a reconocerme" es el primer paso para nuestro desarrollo emocional y personal, así que:

¡Activa tus SIVAPUSISES (SI VAlgo, si PUedo, si SIrvo y si SE quien Soy)!

Fanny Vanessa
Publicar un comentario