martes, 1 de febrero de 2011

Síndrome de Asperger: Las Cosas de Jesús

Las cosas de Jesús

Jesús, mi hijo con Síndrome de Asperger ya cumplió 6 años, el 23 de Diciembre. Como cada año, se le celebra en varias etapas, es que entre amigos, familia, conocidos, siempre van llegando por las fechas y se mezclan las algarabías decembrinas y su cumpleaños.

A Jesús cada año le gusta hacer algo nuevo, es parte de su crecimiento, de su desarrollo, de su despertar... y a la vez, crecemos, nos nutrimos y aprendemos más de este pequeño Gran Hombre.

Este año Jesús aprendió a pintar, de brocha gorda, al oír esta expresión, Jesús mi hijo Asperger de 6 años, miraba con sus ojos abiertos la brocha, y me preguntaba (un avance en Jesús: ya no hay ecolalias, ni habla en tercera persona, se refiere a él mismo en primera persona y sólo dice lo que piensa una vez... ¡Bendito seas Señor!)

- Mami ¿por dónde come la brocha?

- ¿Por dónde come, quién Jesús?, ¿Qué dices hijo? pregunto con mi cara de asombro mirando sus expresiones de extrañeza, mientras miraba la brocha y la movía...

Eché a reír, y Jesús seguía mirándome extrañado... Si mami, ¿por dónde come, dónde está la boca de la brocha, tu dices que es gorda, entonces por dónde entra la comida? ¿Qué comen las brochas?

Aunque le expliqué que "brocha gorda" es una expresión que significa la persona que pinta casas, paredes, que no es un pintor artístico, sino un pintor artesanal, no entendía que las brochas no tienen boca, vida ni comen... y mis risas sólo lo confundían más.

Jesús ya no repite las palabras o sus pensamientos, se balancea menos al agitarse o excitarse, duerme mejor, come todos sus alimentos, no importando tanto los colores de los mismos, pero aún está distraído y extrañado del lenguaje metafórico, de los chistes y de las palabras en doble sentido. No entiende cuando alguien tiene una intención oculta ni reconoce lo que está mal con lo que no se debe hacer, para él, todo es bueno siempre, y todo es verdad...

Un año más, un aprendizaje más, una bendición más....

Soy la orgullosa mamá de un Asperger de 6 años, llamado Jesús Eduardo
Publicar un comentario en la entrada